20/1/09

China contrata un ejército de propagandistas


Leemos en La Cacharrería que el Gobierno Chino ha contratado a una legión de internautas a los que les paga medio Yuan (unos 8 céntimos de Euro) por cada opinión favorable al régimen en internet. Una cosa muy poco honesta. La BBC les llama el ejército de los 50 céntimos.

Hace dos años el presidente Hu Jintao insistió en que la opinión pública online debía estar en manos de China. Ya estamos viendo a qué se refería. De hecho, China tiene a 50.000 agentes dedicados a leer los correos, blogs, y foros chinos para ver si pillan a alguno diciendo cosas que no conviene (como que Mao Tse Tung estaba lustroso, o que el Libro Rojo tenía el tamaño ideal para equilibrar los taburetes cojos), y todo eso detrás del gran firewall chino que impide el acceso a los internautas chinos de webs "antirevolucionarias".

La práctica de poner a voluntarios a "envenenar" la red fingiendo ser neutrales, pero siendo agentes del Gobierno no es nueva, los políticos estadounidenses la usan en campañas, de hecho el nombre que tiene es "Astroturfing", el orígen de esta palabreja es tan exótico como el de la palabra "Spam", resulta que una marca de césped (la marca "Astroturf") artificial, lo cual implica cierta contradicción con el término inglés (grassroot.... raíces de hierba... artificiales). Y esa es la idea: raíces artificiales, Astroturf (la marca) y.... gente contratada opinando en internet.

Mi opinión de la práctica del Astroturfing: me trae sin cuidado. Por un lado podemos pensar que eso de contaminar la red y ponerla en manos de corporaciones que influyen y votan en menéame o en Digg es aberrante, pero en el fondo pienso: da igual, porque si China (o Venezuela, o Cuba) se dedica a meter cizaña en la red, por cada agente del Gobierno habrá mil ciudadanos más opinando libremente (eso en el caso de que no tengas una red intervenida, como en China, Cuba, etc.... o que no tengas red, como el Corea del Norte).

Lo que sí es preocupante es que los políticos empiecen a ver con recelo internet, y cuando llegue una campaña se dediquen a inventarse leyes que corten la libertad de expresión, o que intenten que los bloggers estén registrados (como ya han intentado hacer). Una internet libre es un gran problema para los poderosos, y por poderosos me refiero a "papá" Estado y a las Corporaciones.


La noticia en La cacharrería.
"Astroturfing" en Wikipedia.

2 comentarios:

  1. "...da igual, porque si China (o Venezuela, o Cuba) se dedica a meter cizaña en la red, por cada agente del Gobierno habrá mil ciudadanos más opinando libremente"

    A mi consideración este punto es harto discutible, ¿te suena "el poder de las masas"? A nadie le gusta formar parte de una minoría y eso es cierto por tanto si la gran "mayoría" opina que "china rula" entonces la misma inercia del movimiento ara que la MAYORÍA de la gente opine lo mismo. Si no me crees deberías de visitar los periódicos mexicanos XD

    Saludos!!!

    ResponderEliminar
  2. Yo estoy de acuerdo con Julio. Creo que lo preocupante es que corten la libertad de expresión de los internautas, no tanto que utilice el potencial de internet un régimen. Creo que la posibilidad de que podamos postear nuestra opinión en cualquier contenido es algo que marca un cambio radical de la información. Cuando exista un mayor porcentaje de los internautas que no sólo consuma contenido sino que lo cree, no habrá ejercito de 50 céntimos que pueda inclinar la opinión de la red.

    ResponderEliminar

Tolerancia cero con las faltas de respeto, palabras malsonantes y comentarios denigrantes sobre la sublime saga de Stars Wars..